Media guerra – El mar Quebrado III

Media guerra Joe AbercrombieÚltima parte de la trilogía de El mar Quebrado de Joe Abercrombie, hemos llegado a la Media Guerra.

Para que nos ubiquemos: nos hemos recorrido medio mundo tras las maquinaciones del que iba a ser medio rey pero se quedó en clérigo retorcido y todo porque hizo un juramento que igual se le fue un poquito de las manos.

Ahora entra en escena Skara, una reina que lo es porque le han matado a su familia para quitarle su tronito en su Throvenlandia querida. Esta chica tiene problemas estomacales que dan un poco de grimilla (Abercrombie siempre fino y delicado sin saltarse ningún tema escatológico) pero es maja, está más sola que la una y tiene que salir por piernas hasta el reino de su tía Laithlin (la madre de Yarvi, para que te ubiques).

Así que ahora ya tenemos la excusa perfecta para montar una guerra en condiciones, Yarvi y cía se fueron de viaje en el anterior libro en busca de aliados y ahora tienen en la insignificante Throvenlandia el campo de batalla perfecto para decirle al Alto Rey y a la abuela Wexen #adioshastanunca

Claro que el Alto Rey tiene de su parte a un asesino así como sobrado pero que mata bien que es Yilling el Radiante así que Yarvi y amigos tienen que buscar algo con lo que matar al ejército del enemigo y se van todos de viaje a una isla en la que para entrar te tienes que tomar una pastilla porque si no te pones a morir. Allí encuentran armas de los elfos (ojitocuidado ojitocuidado, aquí hay tema) y se vuelven con ellas y zas, guerra ganada (¿en serio?).

Claro que para llegar a este punto tendrás que seguir los pasos, pensamientos y momentos bulímicos de Skara, que es el personaje alrededor del que Abercrombie intenta tejer este lío de países y guerras que se trae entre manos.

En resumen: la trilogía se lee de un tirón, no te saltes ningún libro porque si no te vas a sentir perdido con los personajes. Abercrombie es retop. En serio.